Los cinco mejores jugadores de golf del mundo

Es difícil decir cuál es el origen de este deporte que despierta la pasión en todas las latitudes, aunque los entendidos aseguran que sus primeras apariciones fueron en Escocia. Era tanto el interés que despertaba, que en el año 1456 el rey James II prohibió su práctica a los arqueros de su ejército, porque invertían más tiempo en practicar meter la bola en el hoyo que en perfeccionar el tiro con arco. Veamos entonces los cuatro mejores jugadores de golf del mundo que ingresan a la inmortalidad con un swing impecable.

Tiger Woods, con la inteligencia de un felino

Una de las grandes virtudes de este jugador es que logró masificar el interés por el golf, logrando catorce majors, convirtiéndose en uno de los jugadores con más majors ganados en la historia del golf. Pero el éxito y la fama no llegan solos. Además de sufrir de graves problemas de salud debido a lesiones en su columna vertebral, que lo mantuvieron alejado de los circuitos competitivos en varias oportunidades, rumores de infidelidad y mal comportamiento empañaron la trayectoria de uno de los mejores jugadores de golf del mundo. Sin embargo es imposible no reconocer la excelencia de su swing y la soltura de este estadounidense que aún hoy vigoriza el deporte.

Jack William Nicklaus, el oso dorado

Grande entre los grandes, es imposible olvidar a este golfista oriundo de Ohio, quien escribió las páginas más importantes de este deporte, logrando a lo largo de su carrera dieciocho torneos majors, además de dos abiertos de Estados Unidos. Sus últimas apariciones profesionales fueron en el año 2005, siendo una de ellas el campeonato The Masters, donde jugó un mes después de la muerte de su pequeño nieto, como una forma de terapia para reponerse de la terrible pérdida. Sin embargo quien fuera uno de los mejores jugadores de golf del mundo, sigue relacionado con el deporte ya que publica libros sobre técnica de juego y es dueño de una de las compañías de diseño de campos de golf más importantes del mundo.

Arnold Palmer, el Rey

Considerado uno de los mejores jugadores de golf del mundo, este estadounidense marcó un antes y un después en el deporte. Fue una de las estrellas de la era en donde los campeonatos de golf comenzaron a ser televisados y entre sus grandes triunfos figuran el Masters de Augusta en los años 1958, 1960, 1962 y 1964; el Abierto de los Estados Unidos en el año 1960 y el Abierto Británico de 1961 y 1962. Su increíble buen ánimo y habilidad lo llevaron a darle lecciones de golf al entonces presidente Bush durante la entrega de la Presidential Medal of Freedom. En el año 2016 su corazón dijo basta y se quedó dormido para siempre soñando con su perfecto swing.

picture

Rory McIlroy, con sabor norirlandés

Profesional desde el año 2007, McIlroy merece ser considerado uno de los mejores jugadores de golf del mundo, ya que consiguió ser el número uno de la clasificación mundial durante noventa y cinco semanas, logrando estar entre los diez primeros durante más de 300 semanas. En su haber figuran importantes victorias, como la del Abierto de Estados Unidos en el año 2011 y el Campeonato de la PGA en los años 2012 y 2014.

Ya sea por su handicap o por su habilidad para lograr un hoyo en uno, estos hombres merecen contarse entre los mejores jugadores de golf del mundo, que hicieron de su swing un arte.